Piel

No sólo lo imagino

con mis dedos toco el cielo

en forma de suave y dulce piel.

Luego la muerte

esa dulce sensación que me cabalga

y la lluvia.

Tus ojos son la lluvia

y yo la tierra que empapas.

No sólo lo imagino,

a medida que te dibujo recreo el deseo como una flecha

un arco tenso que se dispara

y me mata una vez más.

Una pasión que no se controla.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s