Tirando p’alante

No siempre se encuentra la razón, el por qué, los motivos. Realmente no se encuentran casi nunca, así que el proceso de vivir se muestra principalmente como algo provisional, a la espera de mejor confirmación. Luego cuando nos equivocamos, cometemos el error de culparnos como si hubiéramos contado con todos los mimbres. No se rectifica en vidrio, ni en amor, lo que pasa que muchas veces miramos hacia atrás como una cierta venganza de nosotros mismos pero no tiene sentido. No se rectifica en la vida, es un camino de una sola dirección, una huida con pocos medios, precaria.

Anuncios

2 comentarios sobre “Tirando p’alante

  1. Lo malo es cuando, en el camino, te pierdes a ti mismo y sabes que ni siquiera puedes contar con eso para seguir adelante, porque encontrarte supone volver atrás, y eso no es posible…

    Me gusta

  2. Pensamos que hay causas o motivos para todo, que hay una razón que ordena la vida. Si no somos capaces de ver ese orden de la razón, nos culpamos a nosotros mismos de esa ceguera. Es lo mismo que la utopía cientificista que promete explicar todo, decubrir todas las causas. Seguimos empeñados en buscar sustitutos a dios.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s